Recientes

El pediatra español Ángel Carrasco, nuevo presidente de la Confederación Europea de Pediatras de Atención Primaria

La Confederación Europea de Pediatras de Atención Primaria (Ecpcp) ha nombrado presidente al pediatra español Ángel Carrasco, que trabaja en el Centro de Salud de Potosí de Madrid. Esta federación representa a más de 25.000 pediatras de Atención Primaria de 18 países europeos.

La SEPEAP se siente orgullosa del nombramiento de Carrasco, como pediatra español y por su calidad profesional y humana. Carrasco ha sido secretario general de la Asociación Española de Pediatría (AEP) durante los últimos ocho años y ha representado a los pediatras españoles en la Academia Europea de Pediatría. Durante los últimos dos años ya había ejercido el cargo de vicepresidente de la confederación que reúne a los pediatras de Atención Primaria en Europa.

Carrasco ha sido elegido en la reunión de otoño de la Ecpcp celebrada recientemente en la ciudad de Velenje (Eslovenia) en las que se ha decidido mantener las líneas básicas de la continuidad del proyecto del currículum de Pediatría en Europa. En la reunión se han aprobado tres documentos clave que recogen las actividades profesionales específicas del pediatra de Atención Primaria, las áreas y competencias específicas del pediatra de Atención Primaria y el modelo de formación del residente en su rotación por AP.

La reunión de los pediatras de Primaria de toda Europa también ha servido para poner de manifiesto la preocupación que existe en los profesionales en todo el continente por la reaparición de ciertas patologías infecciosas, como el sarampión, por las dudas que las vacunas generan en ciertas familias. Transcribimos a continuación el comunicado de la ECPCP:

La declaración de la ECPCP en Velenje: cómo manejar con las dudas de la población sobre la vacunación.

Estrategias y herramientas para el pediatra de Atención Primaria para lograr de una alta tasa de vacunación en la comunidad.
La profesión médica y el equipo pediátrico desempeñan un papel crucial en la comunidad para convencer a los padres y adolescentes sobre los beneficios de las inmunizaciones habituales. Los niños y adolescentes tienen el derecho fundamental de recibir la mejor atención médica. Por lo tanto, las autoridades sanitarias, los padres y la profesión médica deberían emprender todos los esfuerzos para lograr una alta cobertura de inmunización con el fin de prevenir y controlar
enfermedades devastadoras para la infancia.

1. Los pediatras y sus asociaciones deberían apoyar las leyes y regulaciones para obtener más vacunaciones en sus países si la cobertura de vacunación es insuficiente o está disminuyendo. Una manera de alcanzar una alta cobertura de inmunización, además de las campañas públicas de las autoridades sanitarias, es establecer como requisito imprescindible tener todas las vacunas antes de poder realizar cualquier inscripción en guarderías, escuelas y universidades. Italia ha introducido recientemente las vacunas obligatorias desde septiembre de 2017 y Francia comenzará a partir de enero 2018.

2. Algunos profesionales sanitarios (médicos, enfermeras, matronas) tienen dudas y aumentan la incertidumbre de los padres. Las autoridades deberían asumir un papel activo con el fin de mejorar la adhesión de todos los profesionales de la salud a las campañas nacionales. Se deben aclarar las implicaciones legales en las que se incurren por falta de cumplimiento profesional con la normativa. La administraicón debe verificar el estado de vacunación de sus trabajadores de salud regularmente.

3. Los profesionales sanitarios deben participar en campañas y ferias locales de salud con presentaciones propias sobre la propósito de las vacunas. Se debe ser activo en la organización de la cursos para otros profesionales de la salud y en informar al público en general. Se debe también mejorar el conocimiento basado en evidencia de los trabajadores de salud y maestros sobre inmunizaciones.

4. Use cada contacto de las familias con los servicios de salud como una oportunidad para verificar el estado de inmunización, para hablar con padres y adolescentes sobre las vacunas y completar las vacunas que les falten (recomendación de la OMS). Verifique el estado de vacunación de los padres. Tenga en cuenta que una parte del problema de la baja cobertura de vacunas se explica por la pérdida de oportunidades.

5. Tómese su tiempo para escuchar atentamente las preocupaciones y temores de padres y adolescentes. Proporcione citas con padres que son escépticos y tienen dudas acerca de las vacunas para aumentar su confianza.

6. Aclare la función de falsas contraindicaciones para vacunas tales como infecciones virales banales y otros problemas irrelevantes (OMS – recomendaciones)

7. No interrumpa la atención del paciente en caso de rechazar una vacuna o observar vacilación por parte de los padres y los adolescentes. El diálogo continuo entre el paciente y el profesional sanitario es importante para que confíen en las vacunas. Hablar con los padres de niños no vacunados y darles instrucciones por escrito para que puedan consultarlas y despejar sus dudas.

8. Explicar a los padres y adolescentes el papel de los medios de comunicación y de Internet en la difusión de noticias falsas, rumores, mitos y creencias inexactas sobre vacunas que existen y existirán.

9. Proporcionar fuentes de información fiables en los medios y en Internet a padres y equipo pediátrico.

10. Usar tasas de cobertura de vacunas basadas en población y en la práctica con el fin de analizar el éxito de campañas y otros esfuerzos para aumentar la cobertura. Registros electrónicos pueden facilitar el documentación.

Decidido por ECPCP en Velenje, Eslovenia

Últimos Tweets