Recientes

Es tiempo de Navidad, 10 consejos para cuidar los regalos de nuestros hijos

Madrid, 18 de diciembre de 2015. El juego es una de las actividades más significativas de la infancia e imprescindible en el desarrollo de todo niño. Los juegos y juguetes afectan a su personalidad, les ayudan a socializar y a desarrollar la capacidad afectiva, sin olvidar que son un motor fundamental para la integración social.

Niñanavideña © Carlos RodríguezA la hora de hacer la carta de los Reyes Magos es importante conocer al niño para acertar con lo que se les pide. Pero la obligación de los padres es además estar atentos a una serie de detalles que los niños no tienen en cuenta, como son la idoneidad y seguridad.

El pediatra Venancio Martínez, presidente de los pediatras de Atención Primaria (SEPEAP), recomienda, además de tratar de pasar tiempo de calidad con los niños en estas fechas, “saber que el juego de los niños es importante para ellos, tanto dentro de las casas como en el exterior, aprovechando que este invierno es más cálido. Debemos fomentar el juego del niño con seguridad para él”.

A la hora de comprar y regalar un juguete, es aconsejable seguir algunas pautas:

  1. Preste atención a las etiquetas que presentan los juguetes. Obligatoriamente, tienen que llevar: la marca “CE”, con lo que debe cumplir las normas de seguridad de la Comunidad Europea; también debe contener el nombre y la marca del producto; la razón social y la dirección del fabricante o importador; las instrucciones y advertencias de uso; y, en caso de tratarse de juguetes eléctrico, se debe especificar su potencia máxima, la tensión de alimentación que precisa y su consumo energético.
  2. Respete las recomendaciones de edad. Se fijan según las necesidades de cada grupo de niños, por lo que dejar que un niño juegue con juguetes de otra edad puede suponer un riesgo.
  3. Compruebe la calidad. Si compra una muñeca, un peluche o un juguete parecido, compruebe que los ojos, las orejas, etc., estén bien cosidos o pegados, sin que haya peligro de que se desprendan.
  4. Siga las Advertencias. Determinados juguetes como cometas, drones, vehículos teledirigidos o acuáticos pueden suponer un peligro si no se utilizan en una zona segura o con la supervisión de un adulto. Igualmente con aquellos juegos para mayores que simulan experimentos químicos y contienen sustancias peligrosas.
  5. Vigile la fuente de alimentación del juguete. Pilas, enchufes y cargadores de baterías pueden ser la causa de graves accidentes. Los juguetes que utilizan corriente eléctrica deben tener un enchufe de seguridad.
  6. Evite accidentes por atragantamiento. Tenga cuidado con los juguetes que se parecen a comida de verdad. Los niños pueden intentar comérselos. Para los niños menores de seis años, evita juguetes que contengan piezas pequeñas. El juguete debe ser lo suficientemente grande para que no pueda ser tragado y sin piezas sueltas aunque sean internas, como los juguetes de goma.
  7. Siga cuidadosamente las instrucciones de montaje y de uso del juguete. Guarde tanto las instrucciones como cualquier información útil que se incluya en el juguete en un lugar seguro. No modifique las características del juguete.
  8. Seguridad en movimiento. Los juguetes sobre ruedas, patinetes o patines, siempre deben utilizarse acompañados de un casco y un equipo de seguridad adecuado al tamaño del pequeño.
  9. Proyectiles. Los juguetes con proyectiles no están indicados para los niños pequeños. El uso inadecuado de esos juguetes podría causar serias lesiones en los ojos de los niños.
  10. Cuidado con el embalaje. Una vez se abran los regalos, desecha todas las envolturas plásticas para evitar que se conviertan en artículos dañinos para jugar o que puedan causar asfixia. El embalaje de cartón puede herir la sensibilidad del que regale si el niño juega más con él que con el juguete.

Últimos Tweets