Actualidad

Impacto de los trastornos del neurodesarrollo en los resultados del manejo intestinal en niños con estreñimiento funcional

2 Nov 2022 | Actualidad, Actualidad Grupo de Trabajo Actualizaciones Bibliográficas, Noticias

Seidler GR, Knaus ME, Beyene TJ, et al. Impact of Neurodevelopmental Disorders on Bowel Management Outcomes in Children with Functional Constipation. J Pediatr Gastroenterol Nutr. 2022 Sep 1;75(3):286-292

https://journals.lww.com/jpgn/Abstract/2022/09000/Impact_of_Neurodevelopmental_Disorders_on_Bowel.12.aspx?context=FeaturedArticles&collectionId=6

La prevalencia del estreñimiento funcional (EF) oscila entre el 0,7% y 29,6% según las áreas. Los niños afectos tienen una menor calidad de vida relacionada con la salud, dificultades en el colegio y sufren comorbilidades psiquiátricas como resultado de no poder mantener una continencia social. Entre otras medidas terapéuticas, estos pacientes pueden participar en programas estructurados de control intestinal (BMP, por sus siglas en inglés) para controlar el estreñimiento o la incontinencia fecal cuando el tratamiento estándar falla. Por ello, se presenta un estudio en el que se buscó evaluar la eficacia de los BMP en niños con EF con y sin trastornos del neurodesarrollo.

Se realizó una revisión retrospectiva de los niños con EF que participaron en el BMP desde 2014 hasta 2021. Se evaluaron ítems como la continencia fecal/urinaria, el régimen intestinal, los antecedentes quirúrgicos, las medidas de resultados informadas por los padres (PROMs: Cleveland Clinic Constipation Score, Baylor Continence Scale, Vancouver Symptom Score for Dysfunctional Elimination), y Pediatric Quality of Life Inventory (PedsQL) tanto antes y como al menos 9 meses después de la intervención.

Se incluyeron 156 pacientes con una mediana de edad de 9 años y un seguimiento de 627 días (RIC: 389-808 días). Se establecieron dos cohortes, en las que se incluyeron pacientes con EF aislado (69%) y EF asociado a algún trastorno del neurodesarrollo (31%), en su mayoría trastorno por déficit de atención/hiperactividad (59%) seguido de un 33% con trastorno del espectro autista. Ambos grupos tuvieron una mejora significativa en el seguimiento de la frecuencia de las deposiciones y la continencia fecal (un aumento del 39 al 90% en los pacientes con algún trastorno del neurodesarrollo y un aumento del 44% a 82% en los pacientes con EF aislado, p < 0,001). También se observó esa mejoría en relación a la continencia urinaria (con aumento del 65% al 90% en la segunda cohorte, y del 69% al 91% en la primera, con p < 0,02). Se evidenció también una mejoría significativa en la mayoría de las escalas referidas por los pacientes, especialmente con aumento referido en su calidad de vida.

Los pacientes con EF, independientemente de si padecían un trastorno del neurodesarrollo, tuvieron una mejora significativa en la continencia fecal y urinaria tras someterse a un BMP. Se necesitan más estudios para determinar si la intervención es efectiva a largo plazo o solo durante la misma. Aun así, debe tenerse en cuenta desde atención primaria con el fin de mejorar la calidad de vida de los pacientes y sus familias.

Beatriz Martín López-Pardo

Residente de Pediatría. Hospital Universitario de Salamanca

Banner Perlas para Residentes